Acidosis tubular renal proximal

Definición

Es una enfermedad que ocurre cuando los riñones no eliminan los ácidos apropiadamente en la orina, dejando demasiado ácido en la sangre.

Nombres alternativos

ATR tipo II; ATR proximal; Acidosis tubular renal tipo II

Causas

Cuando el cuerpo lleva a cabo sus funciones normales, produce ácido. Si este ácido no se elimina o se neutraliza, la sangre se tornará demasiado ácida. Esto puede llevar a desequilibrios electrolíticos en la sangre.

Los riñones ayudan a controlar el nivel de ácido en el cuerpo, removiendo el ácido de la sangre y eliminándolo en la orina. Las sustancias ácidas en el cuerpo se neutralizan por medio de sustancias alcalinas, principalmente bicarbonato.

La acidosis tubular renal proximal (ATR tipo II) ocurre cuando el sistema de filtrado del riñón no reabsorbe apropiadamente el bicarbonato, dejando el cuerpo en estado ácido (llamado acidosis).

La ATR tipo II es menos común que la ATR tipo I, se presenta con más frecuencia durante la lactancia y puede desaparecer por sí sola.

Las causas de la ATR tipo II abarcan:

  • Cistinosis
  • Fármacos como ifosfamida (un fármaco quimioterapéutico), tetraciclina vencida, antibióticos aminoglucósidos o acetazolamida
  • Síndrome de Fanconi
  • Intolerancia hereditaria a la fructosa
  • Mieloma múltiple
  • Hiperparatiroidismo primario
  • Síndrome de Sjögren
  • Enfermedad de Wilson
  • Deficiencia de vitamina D

Síntomas

Otros síntomas pueden abarcar:

Pruebas y exámenes

La gasometría arterial y las químicas sanguíneas pueden sugerir la presencia de acidosis metabólica y o desequilibrios electrolíticos, con mucha frecuencia bajos niveles de potasio o bicarbonato.

Otros exámenes que se pueden hacer abarcan:

Esta enfermedad también puede cambiar los resultados de los siguientes exámenes:

Tratamiento

El objetivo del tratamiento es restaurar el pH normal (nivel ácido-básico) y el equilibrio electrolítico normal del cuerpo. Esto corregirá indirectamente los trastornos óseos y reducirá el riesgo de osteomalacia y osteopenia en adultos.

Es posible que algunos adultos no requieran ningún tratamiento, pero todos los niños requieren terapia con álcali para evitar la osteopatía inducida por ácidos, como el raquitismo, y permitir el crecimiento normal. Asimismo, si se puede identificar la causa subyacente, se debe corregir.

Los medicamentos alcalinos, incluyendo el citrato de potasio y el bicarbonato de sodio, corrigen el estado ácido del cuerpo y los niveles bajos de potasio. Igualmente, los diuréticos tiazídicos pueden indirectamente disminuir la pérdida de bicarbonato, pero pueden agudizar los niveles bajos de potasio.

Posiblemente se necesiten suplementos de vitamina D y calcio para ayudar a reducir las deformidades del esqueleto que resultan de la osteomalacia o el raquitismo.

Expectativas (pronóstico)

Aunque la causa de la acidosis tubular renal proximal se puede resolver por sí sola, los efectos y complicaciones pueden ser permanentes o potencialmente mortales. El tratamiento generalmente es exitoso.

Posibles complicaciones

  • Desequilibrios de electrolitos, como la hipocaliemia
  • Osteomalacia
  • Raquitismo

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si tiene síntomas de acidosis tubular renal proximal.

Consiga ayuda inmediatamente si desarrolla cualquiera de los siguientes síntomas de emergencia:

Prevención

La mayoría de los trastornos que provocan la acidosis tubular renal proximal no se pueden prevenir.

Figures

Referencias

 

Seifter JL. Acid-base disorders. In: Goldman L, Schafer AI, eds.Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, PA: Saunders Elsevier; 2011:chap 120.

Revision

Last reviewed 12/19/2011 by David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine; Herbert Y. Lin, MD, PHD, Nephrologist, Massachusetts General Hospital; Associate Professor of Medicine, Harvard Medical School. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.
A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited. adam.com