Riesgos de la obesidad para la salud

Descripción

La obesidad es una afección en la cual una alta cantidad de la grasa corporal dificulta el buen funcionamiento de los órganos internos de una persona. Esto puede causar problemas de salud.

Las personas con obesidad tienen una mayor probabilidad de padecer estos problemas de salud:

  • Glucosa (azúcar) alta en la sangre o diabetes.
  • Presión arterial alta (hipertensión).
  • Nivel alto de colesterol y triglicéridos en la sangre (dislipidemia o alto nivel de grasas en la sangre).
  • Ataques cardíacos debido a cardiopatía coronaria, insuficiencia cardíaca y accidente cerebrovascular.
  • Problemas óseos y articulares (el mayor peso ejerce presión sobre los huesos y articulaciones). Esto puede llevar a osteoartritis, una enfermedad que causa rigidez y dolor articular.
  • Dejar de respirar durante el sueño (apnea del sueño). Esto puede causar fatiga o somnolencia diurna, mala atención y problemas en el trabajo.
  • Cálculos biliares y problemas del hígado.

Tres factores se pueden considerar para determinar si la grasa corporal de una persona la pone en mayor riesgo de presentar enfermedades relacionadas con la obesidad:

  • El índice de masa corporal (IMC).
  • La medida de la cintura.
  • Otros factores de riesgo que la persona tenga (un factor de riesgo es cualquier elemento que incremente sus probabilidades de padecer una enfermedad).
Obesidad y salud

Índice de masa corporal

El índice de masa corporal (IMC) se calcula usando la estatura y el peso y se emplea para calcular la grasa corporal.

Empezando en 25.0, cuanto más alto es su IMC, mayor es su riesgo de presentar problemas de salud relacionados con la obesidad. Estos rangos de IMC se usan para describir niveles de riesgo:

  • Sobrepeso (no obeso), si el IMC es de 25.0 a 29.9
  • Obesidad clase 1 (de bajo riesgo), si el IMC es de 30 a 34.9
  • Obesidad clase 2 (riesgo moderado), si el IMC es de 35 a 39.9
  • Obesidad clase 3 (de alto riesgo), si el IMC es igual o mayor a 40

Circunferencia de la cintura

Las mujeres con una medida de cintura mayor a 35 pulgadas (88.9 cm) y los hombres mayor a 40 (101.6 cm) pulgadas tienen un aumento del riesgo de cardiopatía y diabetes tipo 2. Las personas con cuerpos "en forma de manzana" (la cintura es más grande que sus caderas) también tienen un aumento del riesgo de estas afecciones.

Factores de riesgo

Tener un factor de riesgo no significa que usted contraerá la enfermedad, pero aumenta la probabilidad de que esto suceda. Algunos factores de riesgo, como la edad, la raza o los antecedentes familiares de una persona no se pueden modificar.

Cuantos más factores de riesgo tenga usted, mayor será su probabilidad de presentar la enfermedad o el problema de salud.

Su riesgo de problemas de salud como cardiopatía, accidente cerebrovascular y problemas renales aumenta si usted es obeso y tiene estos factores de riesgo:

  • Presión arterial alta (hipertensión)
  • Colesterol o triglicéridos altos en la sangre
  • Glucosa (azúcar) alta en la sangre, un signo de diabetes tipo 2

Estos otros factores de riesgo de cardiopatía y accidente cerebrovascular no son causados por la obesidad:

  • Tener un miembro de la familia menor de 50 años con cardiopatía
  • Estar físicamente inactivo o tener un estilo de vida sedentario
  • Fumar o consumir productos del tabaco de cualquier tipo

Resumen

Usted puede controlar muchos de estos factores de riesgo cambiando su estilo de vida. Si tiene obesidad, su médico le puede ayudar a comenzar un programa de pérdida de peso. Una meta inicial de bajar del 5 al 10% de su peso actual reducirá su riesgo de presentar enfermedades relacionadas con la obesidad.

Figures

Obesidad y salud

Referencias

Jensen MD. Obesity. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman's Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2011:chap 227.

Screening for and Management of Obesity in Adults. Rockville, MD. US Preventive Services Task Force; June 2012: AHRQ publication 11-05159-EF-2.

Revision

Last reviewed 5/14/2013 by David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, and the A.D.A.M. Editorial Team.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.

©1997 - A.D.A.M., Inc.Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.adam.com