Sobredosis de fenotiazina

Definición

La fenotiazina es un fármaco utilizado para tratar trastornos emocionales y mentales graves. Este artículo aborda la sobredosis de fenotiazina. Una sobredosis se presenta cuando alguien accidental o intencionalmente toma más de la cantidad normal o recomendada de cierta sustancia.

Este artículo es sólo para fines de información y NO para usarse en el tratamiento o manejo de una sobredosis real. Si usted sufre una sobredosis o ha estado expuesto al tóxico, debe llamar al número local de emergencias (tal como 911 en los Estados Unidos) o al Centro Nacional de Toxicología (National Poison Control Center) a la línea 1-800-222-1222.

Elemento tóxico

El ingrediente tóxico es la fenotiazina que se puede encontrar en una variedad de fármacos.

Dónde se encuentra

  • Acetofenacina
  • Clorpromacina (Thorazine)
  • Clorprotixeno (Taractan)
  • Clozapina (Clozaril)
  • Flufenacina (Prolixin)
  • Haloperidol (Haldol)
  • Loxapina (Loxitane)
  • Mesoridacina (Serentil)
  • Molindona (Moban)
  • Perfenacina (Trilafon)
  • Pimocida (Orap)
  • Proclorperacina (Compazine)
  • Promacina (Sparine)
  • Tioridacina (Mellaril)
  • Tiotixeno (Navane)
  • Trifluoperacina (Stelazine)
  • Triflupromacina
  • Prometacina (Fenergan)

Nota: es posible que esta lista no los incluya a todos.

Síntomas

  • Pulmones y vías respiratorias
    • paro respiratorio
    • respiración rápida
    • respiración superficial
  • Vejiga y riñones
    • retención de orina (incapacidad para vaciar la vejiga)
  • Ojos, oídos, nariz, boca y garganta
    • visión borrosa
    • congestión nasal
    • babeo
    • boca seca
    • dificultades para deglutir
    • úlceras en la boca, la lengua o la garganta
    • cambios en la visión cromática (las cosas lucen de color marrón)
    • ojos amarillos
  • Corazón y sangre
    • presión arterial alta o gravemente baja
    • ritmo cardíaco irregular
    • ritmo cardíaco rápido
  • Músculos y articulaciones
    • espasmos musculares, particularmente del cuello, la cara y la espalda
    • rigidez muscular
  • Sistema nervioso
    • agitación
    • torpeza
    • coma
    • confusión
    • convulsiones
    • sueño profundo
    • dificultad para caminar o marcha arrastrando los pies
    • desmayo
    • alucinaciones (raro)
    • descoordinación
    • irritabilidad
    • necesidad de moverse, inquietud
    • temblor
    • debilidad
  • Cutáneos
    • rápida quemadura de sol si se expone a los rayos solares
    • decoloración de la piel de azuloso a púrpura
  • Estómago y tubo digestivo
  • Otros
    • cambio en el patrón menstrual (en mujeres, por dosis crónicas)
    • fiebre
    • temperatura corporal baja (hipotermia)

Cuidados en el hogar

Busque ayuda médica inmediata.

NO provoque el vómito en la persona, a menos que así lo indique el Centro de Toxicología o un profesional de la salud.

Antes de llamar a emergencias

Determine la siguiente información:

  • Edad, peso y estado del paciente
  • Nombre del producto (con sus ingredientes y concentración, si se conocen)
  • Cantidad ingerida
  • Hora en que fue ingerido
  • Si el medicamento se le recetó al paciente

Centro de Toxicología

Se puede llamar al Centro Nacional de Toxicología (National Poison Control Center) al 1-800-222-1222 desde cualquier parte de los Estados Unidos. Esta línea gratuita nacional le permitirá hablar con expertos en intoxicaciones, quienes le darán instrucciones adicionales.

Se trata de un servicio gratuito y confidencial. Todos los centros de toxicología locales en los Estados Unidos utilizan este número. Usted debe llamar si tiene cualquier inquietud acerca de las intoxicaciones o la manera de prevenirlas. No tiene que ser necesariamente una emergencia; puede llamar por cualquier razón, las 24 horas del día, los 7 días de la semana.

Si es posible, lleve consigo el recipiente de la sustancia al hospital.

Ver: Número de emergencia del Centro de Toxicología

Lo que se puede esperar en la sala de urgencias

El médico medirá y vigilará los signos vitales del paciente, incluyendo la temperatura, el pulso, la frecuencia respiratoria y la presión arterial. Los síntomas se tratarán en la forma apropiada. El paciente puede recibir:

  • Carbón activado
  • Soporte respiratorio
  • Líquidos por vía intravenosa (IV)
  • Laxante
  • Medicamento para ayudar a neutralizar el efecto del tóxico
  • Sonda a través de la boca hasta el estómago para vaciar este último (lavado gástrico)

Pronóstico

La recuperación depende de la magnitud del daño. Estar vivo después de dos días por lo regular es una buena señal. Los efectos secundarios más serios por lo general se deben al daño al corazón. Si dicho daño cardíaco puede estabilizarse, la recuperación es probable.

Referencias

Nockowitz RA, Rund DA. Psychotropic medications. In: Tintinalli JE, Kelen GD, Stapczynski JS, Ma OJ, Cline DM, eds. Emergency Medicine: A Comprehensive Study Guide. 6th ed. New York, NY: McGraw-Hill; 2004:chap 290.

Revision

Last reviewed 12/15/2011 by Eric Perez, MD, St. Luke's / Roosevelt Hospital Center, NY, NY, and Pegasus Emergency Group (Meadowlands and Hunterdon Medical Centers), NJ. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.
A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited. adam.com