Suturas craneales

Definición

Son bandas fibrosas de tejido que conectan los huesos del cráneo.

Nombres alternativos

Fontanelas; Suturas del cráneo

Información

El cráneo de un bebé está conformado por seis huesos craneales separados: 

  • El hueso frontal
  • El hueso occipital
  • Dos huesos parietales
  • Dos huesos temporales
Estos huesos se mantienen unidos por tejidos elásticos, fibrosos y fuertes denominados suturas. 

Los espacios entre los huesos donde están las suturas, denominados algunas veces "puntos blandos", reciben el nombre de fontanelas y son una parte del desarrollo normal. Los huesos del cráneo permanecen separados aproximadamente durante 12 a 18 meses, luego se juntan o fusionan como parte del crecimiento normal y permanecen fusionados durante toda la vida adulta.

Generalmente aparecen dos fontanelas en el cráneo de un recién nacido: 

  • En la parte superior, en la mitad de la cabeza, justo hacia delante del centro (fontanela anterior).
  • En la parte posterior de la mitad de la cabeza (fontanela posterior). 

La fontanela posterior generalmente se cierra hacia la edad de 1 o 2 meses. Puede ya estar cerrada al nacer.

La fontanela anterior generalmente se cierra en algún momento entre los 9 y los 18 meses de edad. 

Las suturas y fontanelas son necesarias para el desarrollo y el crecimiento del cerebro del bebé. Durante el parto, la flexibilidad de estas fibras permite que los huesos se superpongan, de tal manera que la cabeza del bebé pueda pasar a través de la vía del parto sin presionar ni dañar su cerebro.

Durante la lactancia y la niñez, las suturas son flexibles, lo cual permite que el cerebro crezca rápidamente y lo protege de impactos menores a la cabeza, como cuando el bebé está aprendiendo a levantarla, a voltearse o a sentarse. Sin suturas y fontanelas flexibles, el cerebro del bebé podría no crecer lo suficiente y se produciría daño cerebral.

La palpación de las suturas y de las fontanelas craneales es una de las maneras por medio de las cuales los médicos y enfermeras determinan el crecimiento y el desarrollo de los niños. Ellos pueden evaluar la presión intracerebral palpando la tensión de las fontanelas, las cuales deben sentirse planas y firmes. Las fontanelas abultadas o que protruyen pueden ser un signo de un aumento en la presión dentro del cerebro. En este caso, es posible que los médicos necesiten utilizar técnicas imagenológicas como una tomografía computarizada o una resonancia magnética. Asimismo, se puede necesitar la cirugía para aliviar el incremento en la presión.

Las fontanelas hundidas y deprimidas algunas veces son un signo de deshidratación.

Figures

Cráneo del recién nacidoFontanelas

Referencias

Carlo WA. Physical Examination of the Newborn Infant. In: Kliegman RM,Behrman RE, Jenson HB,Stanton BF, eds. Nelson Textbookof Pediatrics. 19th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 88.2.

Revision

Last reviewed 2/21/2013 by Neil K. Kaneshiro, MD, MHA, Clinical Assistant Professor of Pediatrics, University of Washington School of Medicine. Also reviewed by A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc., Editorial Team: David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, Stephanie Slon, and Nissi Wang.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.
A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited. adam.com