Trastornos de la articulación temporomandibular

Definición

Los trastornos de los músculos y la articulación temporomandibular (trastornos de la ATM) son problemas que afectan las articulaciones y músculos de la masticación que conectan la mandíbula inferior al cráneo.

Nombres alternativos

TMD; Trastornos de la ATM

Causas

Existen dos articulaciones temporomandibulares apareadas, una a cada lado de la cabeza, localizadas justo al frente de los oídos. La abreviación "ATM" literalmente se refiere al nombre de la articulación, pero con frecuencia se utiliza para referirse a cualquier trastorno o síntoma de esta región.

Muchos síntomas relacionados con la ATM son causados por efectos del estrés físico sobre las estructuras alrededor de la articulación. Estas estructuras abarcan:

  • Disco cartilaginoso en la articulación
  • Músculos de la mandíbula, la cara y el cuello
  • Ligamentos, vasos sanguíneos y nervios cercanos
  • Dientes

Para muchas personas con trastornos de la articulación temporomandibular, la causa se desconoce. Algunas causas dadas para esta afección no se han comprobado bien y entre ellas están:

  • Una mala mordida o dispositivos ortodóncicos.
  • El estrés y el rechinamiento de los dientes. Muchas personas con problemas de la ATM no rechinan sus dientes y muchos que han estado rechinando sus dientes durante mucho tiempo no tienen problemas con su articulación temporomandibular. Para algunas personas, el estrés asociado con este trastorno puede ser causado por el dolor en vez de ser la causa del problema.

La mala postura puede también ser un factor importante en los síntomas de ATM. Por ejemplo, mantener la cabeza hacia adelante todo el día mientras se está mirando una computadora tensiona los músculos de la cara y el cuello.

Otros factores que podrían empeorar los síntomas de la ATM son el estrés, una dieta deficiente y la falta de sueño.

Muchas personas terminan teniendo "puntos desencadenantes": contracción muscular en la mandíbula, la cabeza y el cuello. Estos puntos desencadenantes pueden remitir el dolor a otras áreas causando dolor de cabeza, de oído o de dientes.

Otras posibles causas de síntomas relacionados con la ATM son, entre otras: artritis, fracturas, dislocaciones y problemas estructurales presentes al nacer.

Síntomas

Los síntomas asociados con los trastornos de la articulación temporomandibular pueden ser:

  • Dificultad o molestia al morder o masticar
  • Chasquido o chirrido al abrir o cerrar la boca
  • Dolor facial sordo en la cara
  • Dolor de oído
  • Dolor de cabeza
  • Dolor o sensibilidad en la mandíbula
  • Bloqueo de la mandíbula
  • Dificultad para abrir o cerrar la boca

Pruebas y exámenes

Posiblemente sea necesario ver a más de un especialista para el dolor y los síntomas de la ATM, como el médico de cabecera, un odontólogo o un otorrinolaringólogo, según los síntomas.

Usted necesitará un examen completo que involucre:

  • Una evaluación dental que puede mostrar si usted tiene mala alineación en la mordida.
  • Palpar la articulación y los músculos en busca de sensibilidad.
  • Presionar alrededor de la cabeza para localizar áreas sensibles o con dolor.
  • Deslizar los dientes de un lado a otro.
  • Observar, sentir y escuchar al abrir y cerrar la mandíbula.
  • Radiografías o resonancia magnética de la mandíbula.

Algunas veces, los resultados del examen físico pueden aparecer normales.

El médico también necesitará tener en cuenta otras afecciones, tales como infecciones, problemas relacionados con los nervios, infecciones del oído y dolores de cabeza, que pueden estar causando sus síntomas.

Tratamiento

Las terapias simples y suaves generalmente se recomiendan primero.

  • Aprenda cómo estirar, relajar o masajear suavemente los músculos alrededor de su mandíbula. El médico, el odontólogo o fisioterapeuta le pueden ayudar con esto.
  • Evite acciones que le causen síntomas, tales como bostezar, cantar y masticar chicle.
  • Pruebe con compresas húmedas, frías o calientes en la cara.
  • Aprenda técnicas para reducir el estrés.
  • Hacer ejercicio varias veces cada semana puede ayudarle a aumentar su capacidad para manejar el dolor.

Lea lo más que pueda, dado que las opiniones varían ampliamente sobre la forma de tratar los trastornos de la ATM. Busque opiniones de varios médicos. La buena noticia es que la mayoría de las personas finalmente encuentran algo que les ayude.

Pregúntele al médico o al odontólogo por medicamentos que usted pueda usar:

  • El uso a corto plazo de paracetamol (Tylenol) o ibuprofeno (Advil, Motrin), naproxeno (Aleve, Naprosyn), u otros medicamentos antinflamatorios no esteroides
  • Relajantes musculares o antidepresivos
  • Inyecciones de relajantes musculares como la toxina botulínica 
  • En muy pocas ocasiones, inyecciones de corticoesteroides en la ATM para tratar la inflamación

Los protectores bucales o de la mordida, también llamados férulas o aparatos, se han usado por mucho tiempo para tratar el rechinamiento y apretamiento de los dientes, al igual que los trastornos de la ATM.

  • Aunque muchas personas han descubierto que sirven, los beneficios varían ampliamente. El protector puede perder su efectividad con el tiempo o cuando la persona deja de usarlo. Otras personas pueden sentir un dolor peor cuando los usan.
  • Existen diferentes tipos de férulas, algunas de las cuales encajan sobre los dientes superiores, mientras que otras encajan sobre los dientes inferiores.
  • Es posible que el uso permanente de estos artículos no se recomiende. Usted también debe suspenderlos si le causan cualquier cambio en la mordida.

Si los tratamientos conservadores no funcionan, no significa automáticamente que usted necesite un tratamiento más agresivo. Sea cauto al contemplar la posibilidad de un método de tratamiento irreversible, tales como ortodoncia o cirugía que cambia su mordida de manera permanente.

Rara vez se requiere cirugía reconstructiva o artroplastia de la mandíbula. De hecho, estudios realizados han mostrado que los resultados a menudo son peores que antes de la cirugía.

Grupos de apoyo

Usted puede obtener más información y encontrar grupos de apoyo a través de la página de la TMJ Syndrome Association: www.tmj.org.

Expectativas (pronóstico)

Para muchas personas, los síntomas ocurren sólo algunas veces y no duran mucho tiempo. Tienden a desaparecer con el tiempo con poco o ningún tratamiento. La mayoría de los casos se pueden tratar de manera exitosa.

En algunos casos, el dolor desaparece por sí solo sin tratamiento. El dolor relacionado con la ATM puede reaparecer de nuevo en el futuro. Si la causa es el bruxismo nocturno, el tratamiento puede ser particularmente delicado, debido a que es un comportamiento al dormir que es difícil de controlar.

Un tratamiento común para el rechinamiento de los dientes son las férulas bucales. Aunque algunas férulas pueden silenciar el rechinamiento de los dientes al brindar una superficie plana y uniforme, es posible que no sean tan efectivas para reducir el dolor y detener el bruxismo. Las férulas pueden funcionar bien en el corto plazo, pero podrían volverse menos efectivas con el tiempo. Algunas férulas también pueden provocar cambios en la mordida si no se ajustan apropiadamente. Esto puede ocasionar un nuevo problema.

Posibles complicaciones

  • Dolor facial crónico
  • Dolores de cabeza crónicos

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico inmediatamente si está teniendo problemas para comer o para abrir la boca. Tenga en cuenta que muchas afecciones pueden causar síntomas de ATM, desde artritis hasta lesiones por hiperextensión cervical. Los expertos especialmente capacitados en dolor facial pueden ayudar a diagnosticar y tratar la ATM.

Prevención

Muchas de las medidas de cuidados personales para tratar los problemas de la ATM también pueden ayudar a prevenir esta afección. Estas medidas abarcan:

  • Evitar comer alimentos duros y goma de mascar.
  • Aprender técnicas de relajación para reducir el estrés general y la tensión muscular.
  • Mantener una buena postura, especialmente si usted trabaja todo el día con una computadora. Haga pausas con frecuencia para cambiar de posición, descansar las manos y los brazos y aliviar los músculos estresados.
  • Utilizar medidas de seguridad para reducir el riesgo de fracturas y dislocaciones.

Figures

Cráneo de un adultoCausas de la cefalea secundaria

Referencias

Rotter BE. Temporomandibular joint disorders. In: Flint PW, Haughey BH, Lund LJ, et al, eds. Cummings Otolaryngology: Head & Neck Surgery. 5th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2010:chap 94.

Revision

Last reviewed 2/25/2014 by Ilona Fotek, DMD, MS, Palm Beach Prosthodontics Dental Associates, West Palm Beach, FL. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.

©1997 - A.D.A.M., Inc.Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.adam.com