Tularemia

Definición

Es una infección común en roedores salvajes que se transmite a los humanos por contacto con tejidos animales infectados o por garrapatas, picadura de moscas y mosquitos.

Nombres alternativos

Fiebre causada por una variedad de tábano; Enfermedad de Ohara; Yatobyo (Japón); Fiebre de los lemming o ratones de Noruega; Peste de Pahvant Valley

Causas

La tularemia es causada por la bacteria Francisella tularensis.

Los seres humanos pueden contraer la enfermedad a través de:

  • La picadura de una garrapata, un tábano o mosca borriquera o un mosquito infectados.
  • La inhalación de material vegetal o tierra infectada.
  • El contacto directo, a través de una herida en la piel, con un animal infectado o su cadáver (con mayor frecuencia un conejo, una rata almizclera, un castor o una ardilla).
  • La ingestión de carne infectada (infrecuente).

El trastorno se presenta con mayor frecuencia en América del Norte y algunas partes de Europa y de Asia. Aunque pueden pueden presentarse brotes en los Estados Unidos, son infrecuentes.

Algunas personas pueden presentar una neumonía después de inhalar el material vegetal o tierra infectada. Se sabe que esto ocurre en la isla Martha's Vineyard, donde las bacterias están presentes en conejos, mapaches y mofetas.

La Francisella tularensis se considera un agente potencial de bioterrorismo. Un método de infección probable sería su aspersión en forma de aerosol, con lo cual se presentarían casos de neumonía en las personas de 1 a 10 días después de la exposición.

Síntomas

El período de incubación es de 3 a 5 días después de la exposición. La enfermedad generalmente comienza de manera repentina y puede continuar durante varias semanas después del inicio de los síntomas.

Pruebas y exámenes

Esta enfermedad también puede afectar los resultados de las aglutininas febriles y algunas pruebas mononucleosis infecciosa.

Tratamiento

El objetivo del tratamiento es curar la infección con antibióticos. Para tratar esta infección, con frecuencia se utilizan estreptomicina y tetraciclina. Antes se ha ensayado un tratamiento diario con gentamicina con excelentes resultados como terapia alternativa a la estreptomicina; sin embargo, sólo se han estudiado unos pocos casos hasta la fecha.

La tetraciclina y el cloramfenicol se pueden usar solos, pero tienen una tasa alta de recaída y no se consideran un tratamiento de primera línea.

Nota: la tetraciclina oral normalmente no se prescribe para los niños hasta que todos sus dientes definitivos hayan salido, ya que ésta puede decolorar de manera permanente los dientes que aún se están formando.

Pronóstico

La tularemia es mortal en alrededor del 5% de los casos no tratados y en menos del 1% de los casos que reciben tratamiento.

Posibles complicaciones

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si aparecen los síntomas después de la mordedura de un roedor, de una picadura de garrapata o de haber estado en contacto con la carne de un animal salvaje.

Prevención

Se recomienda una vacuna para las personas en alto riesgo (tramperos, cazadores y personal que trabaja en laboratorios con esta bacteria).

Figures

Referencias

Penn RL. Francisella tularensis (Tularemia). In: Mandell GL, Bennett JE, Dolin R, eds. Mandell, Douglas, and Bennett's Principles and Practice of Infectious Disease. 7th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2009:chap 227.

Schaffner W. Tularemia and other Francisella infections. In: Goldman L, Ausiello D, eds. Cecil Medicine. 23rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier;2007:chap 332.

Revision

Last reviewed 3/11/2011 by David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine; and Jatin M. Vyas, MD, PhD, Assistant Professor in Medicine, Harvard Medical School, Assistant in Medicine, Division of Infectious Disease, Department of Medicine, Massachusetts General Hospital. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

Disclaimers

  • The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition.
  • A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions.
  • Call 911 for all medical emergencies.
  • Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites.
A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited. adam.com